fbpx

Comienzan las pruebas físicas en Ávila. Os debía esta entrada

Comienzan las pruebas físicas de una nueva promoción de ingreso al Cuerpo Nacional de Policía. Un tanto por ciento muy importante de los opositores que optan a esas plazas, han leído o leerán alguna vez los libros de Espíritu González. En promociones pasadas, ya fueron unos cuantos los lectores que cruzaron la meta y hoy pueden decir que son policías. Ellos mismos contaban después que la pulsera que más se veía durante la fase de oposición era 42195m-POLICÍA; la utilizaban de amuleto. En la entrevistas, cuando les preguntaban por el último libro que habían leído, los finalistas contestaban: “De patrulla con Filípides” de Espíritu González.

pulsera-espiritu gonzalez-policia-1Quienes me siguen en las redes sociales conocen de mi “espíritu” siempre positivo, constantemente dando ánimos. Los que han leído mis libros multiplican su motivación, imprescindible para alcanzar sus metas. Descubren por qué los sueños dependen de nosotros mismo, y no de lo que los demás quieran para nosotros.
No, no soy yo el que todo lo sabe; no soy el mejor escritor del mundo; ni mucho menos un brujo que embauca a los lectores convenciéndoles de que van a cumplir sus sueños por el simple hecho de leer, por ejemplo, “Del sueño a la meta”. Simplemente soy un policía optimista que os regala su experiencia. Un policía que le apasiona el deporte y escribir, y que tiene muy claro que las metas las pone uno, y que hay muy pocas cosas imposibles en esta vida.
Hablando de vida, la mía es muy ajetreada. Aunque cuente con colaboradores que trabajan conmigo codo con codo, mi cabeza nunca para de dar vueltas —este mes presentamos aquí, el mes que viene barajamos tres opciones; tenemos que cerrar las presentaciones hasta el verano—. Vivo anexionado a la red social twitter, donde trabajo gran parte del día, al mismo tiempo que “aprendo”; dedico a diario unos cuantos libros que posteriormente habrá que enviar a sus destinatarios. A esto, súmenle que tengo que patrullar, que tengo una fabulosa familia que cuidar y que necesito un tiempo, necesario, para hacer deporte.
Del sueno a la meta- de patrulla con Filipides  El lunes por la mañana un seguidor de tuiter me daba las gracias por estar siempre animando a las personas para que luchen por sus sueños. Esta vez me animaba él a mí para que escribiera un tercer libro. Fue entonces, cuando sentí la necesidad de escribir esta entrada para dedicársela a mis lectores más fieles, los opositores. Y es que ahora mismo, me siento como un opositor más. —¿Por qué?— Pues porque es mucho el esfuerzo que tengo que hacer a diario para alcanzar las metas que me impongo. Porque confío en mí, porque tengo mucha fe en que lo voy a conseguir; porque soy constante y me dedico en cuerpo y alma a promocionar estos libros para ayudarles a cumplir sus sueños; porque disfruto el camino, y lo aprovecho para aprender con el fin de mejorar. Sí, mis metas no vienen impuestas por un mínimo número de ventas; mis metas consisten en que los lectores alcancen las suyas. Cuando un lector cumple su sueño, yo alcanzo una meta.
Aquí nadie regala nada, yo también soy humano y sufro, por supuesto. Estar ahí, día tras día, les aseguro que agota. Eso sí, paso mis ratos complicados, pero nunca los comparto. No muestro mis debilidades porque “siempre” son pasajeras. Si hoy estoy cansado, paro, respiro, miro atrás y veo todo lo que he recorrido. No me preocupa que un seguidor pueda decir que mis tuits le cansan, cuando hay miles que me dieron las gracias. No me para que un seguidor pueda pensar que solo estoy aquí por vender mis libros, cuando hay cientos que encuentraron en ellos chutes de gasolina para alcanzar sus metas, o cuando ya las han alcanzado. No me para nadie cuando sé que ayudo compartiendo mis emociones en unos libros que están escritos desde lo más profundo de mis entrañas. Como les aconsejo, el tiempo pone a cada uno es su sitio, y el esfuerzo y la constancia siempre da sus frutos.
Te voy a tutear porque entre nosotros hemos creado un vínculo que va mucho más allá del simple hecho de que nos sigamos en una red social. Porque te considero mi compañero. Porque sé que estos días estás tenso esperando que llegue tu turno; recuerda que yo también pasé por el mismo momento; que sé bien lo que se siente. No quiero desearte suerte en las pruebas físicas. Quiero que demuestres todo lo que has entrenado y estudiado. Yo estaré ahí, esperándote en la meta, para aplaudirte y darte un abrazo en letras.

El día 13 de marzo sabremos si “De patrulla con Filípides” se lleva el premio de Editorial Círculo Rojo en la categoría de Desarrollo personal. Somos tres los finalistas nominados para tal galardón. Gane o no, asistir a esta gala, será uno de los momentos más emocionantes de mi vida. Por supuesto no iré solo, tú vendrás conmigo.

4 Comentarios

  1. María

    “Espíritu” o Javier, yo soy una de esas opositoras que luciré la pulsera otro año más con orgullo. El año pasado no pude supera las pruebas físicas, pero este año voy a por todas. Quiero darte las gracias por tus mensajes de motivación y apoyo. Eres un referente de tods los opositores. Sé que voy a aprobar, no sé si este año o el que viene, o el otro. Pero no me cansaré hasta que consiga ponerme el uniforme soñado. Gracias, gracias y gracias. Tus libros son mi principal apoyo.
    Y mucha suerte. Espero que te lleves el premio. Lo mereces

    Responder
  2. Ángel

    Eres un crack. Gracias por tu apoyo y por subirnos la motivación al máximo con tus libros. Las pulseras siempre me acompañan hasta la meta

    Responder
  3. Zetafer

    El miércoles por la tarde pasé las pruebas. Por supuesto llevé tu pulsera como tantos otros opositores. A por la próxima. Una es para mí!

    Responder
  4. Opositor CNP

    Gracias compañero por tratarnos como compañeros y por hacernos este camino más fácil. Oscar

    Responder

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 
BLACK FRIDAY 42195m POLICIA
Adelanta tus compras de Navidad. Promoción hasta el lunes 30 de noviembre
x