¿Piensas abandonar tras la decepción del examen de la oposición a Policía?

Antes de enrollarme, ya te adelanto que no vas a abandonar. Ya me encargaré yo, y tú solito, cuando pases el pequeño duelo de la decepción. Pequeño duelo, porque aquí no se ha muerto nadie; aquí lo único que se ha demostrado es que las oposiciones son imprevisibles, y que aunque normalmente entran los más preparados; a veces, sobre todo a corto plazo, hace falta un poco de suerte. Ojo, nadie podrá decir que te lo han regalado.

Con esta entrada no trato de disculpar a la División de Formación que decidió qué preguntas poner en las pruebas del pasado sábado. Cierto es, que a pesar de que todavía no hayan salido las notas, sí que hay compañeros que  ya saben que han aprobado tras comprobar las plantillas. Por tanto, no era un examen imposible. También me cuesta mucho creer que se hayan filtrado algunas preguntas como he llegado a leer por la red. Lo que tengo claro es, que si el examen hubiera sido sencillo, como parece ser que algunos compañeros se esperaban, los que mejor iban preparados tampoco hubieran obtenido mucha ventaja. «Si yo voy bien preparado, siempre preferiré un examen exigente, a otro en el que apruebe todo el mundo y tenga que seguir enfrentándome con 18000 opositores en la siguiente prueba». Pero vuelvo a repetir, no trato de disculpar a nadie, puesto que ha quedado demostrado que hubieron ciertas irregularidades, como las que ocurrieron con las preguntas de ortografía, y que Desafío Ñ no se cansó de denunciar durante la tarde del sábado, adjuntando un informe convincente ya de madrugada, y que fueron corregidas el mismo domingo por la mañana. Irregularidades que parece ser que siguen siendo revisadas, pero que deberían haberse prevenido ante un examen tan serio, donde muchos opositores se juegan su futuro dejando atrás años de esfuerzo. Desde el pasado sábado llevo anunciando que seáis sobre todo prudentes, y no me cansaré de animaros para que no perdáis la esperanza y sigáis haciendo tests, si tenéis serias dudas sobre la nota final de vuestro examen. Tal vez los resultados vengan con sorpresas, y alguna que otra alegría… Ojo, no me gusta crear falsas esperanzas. Si te salió horrible, es momento de pensar en la siguiente oportunidad, tal vez, la definitiva.

Solo quiero advertiros de que los temarios de una oposición son muy amplios, y que no es nada fácil llegar a dominarlos; a pesar de que pensemos lo contrario porque normalmente sacamos muy buenos resultados en los test de nuestras academias. Por eso es imprescindible darles repasos constantes, y a cada repaso, intentar ir siempre ampliándolos. Cumplir el sueño requiere de muchas horas de esfuerzo y  de dedicación. Para ser policía es fundamental ser muy constantes. «Las arrancadas de caballo y paradas de burro no sirven para nada». Después de un tropiezo tan duro como el que muchos se llevaron el sábado, es lógico que durante un tiempo podamos pensar en abandonar. Pero vuelvo a insistir, el tiempo que perdamos lamentándonos o buscando culpables, es un tiempo muy valioso que otros compañeros van a aprovechar para rebasarnos. Si has suspendido, no pienses que ahora toca volver a empezar de cero. Eso no es cierto, todo lo que llevas estudiado estos meses o años, es un gran camino que has avanzado. Levántate rápido y continúa la marcha. Tu actitud es fundamental ahora más que nunca. Vuelve a creer en ti, y vuelve a tener la misma fe de siempre en que lo vas a conseguir. Sé positivo, sigue esforzándote, sé muy constante, disfruta la camino, no descuides ni un segundo tu motivación, sé paciente y cumplirás tu sueño.

Espiritu gonzalez

 

¿Piensas abandonar tras el examen de la oposición a Policía? ¿Estás desconcertado? ¿Crees que va a ser imposible aprobar? Leer Del sueño a la meta y De patrulla con Filípides, te subirán la motivación y te volverán a enchufar en la oposición. 

del-sueno-a-la-meta-de-patrulla-con-filipides-best-sellers-motivacion-policial

picsart_12-20-02-56-43-01

 

A la venta en www.espiritugonzalez.com/tienda  con pulsera de regalo. Ahora el pack de oferta incluye estas dos pulseras (azul y blanca)

pulsera_anuncio-espiritu-gonzalez

5 Comentarios

  1. Luis cnp

    No y mucho menos después de leer sus libros. Gracias por todo lo que hace por nosotros.

    Responder
  2. Angelito

    Nunca voy a abandonar, muchas gracias Espíritu!!!

    Responder
  3. Dafoe

    Para mi el problema no es un exámen mas o menos exigente ,el problema es q entra gente sin vocación solo con ánimo de un sueldo al mes sin más.Entra gente sin valores o gente que va por se hijo o hija de y mucha gente con vocación queda fuera.Quita las ganas una entrevista personal sin baremls en la q la gente va con un papel preparado.Unas físicas en las q tampoco hay un control.El problema no es un exámen con un nivel de conocimientos X q me parece totalmente lícito si no la flojera de los otros filtros.Yo lo seguiré intentando a ver si un dia esos valores que tanto se promueven como es la justicia y transparecia se hacen efectivos.

    Responder
    1. Espíritu González (Publicaciones Autor)

      Buenas tardes. Las plazas no tienen exclusividad para opositores vocacionales, aquí las plazas se las tiene que ganar uno. Es muy fácil decir que se tienen vocación solo por quedar bien… El problema ahora no creo que sea ese, nadie le quita la plaza a nadie. El problema en todo caso vendría después para los que no tienen vocación, que siempre serán los menos.

      Responder
  4. Sandra W.

    Buenas tardes Javier,

    En primer lugar, gracias por esta entrada tan motivadora. Desde luego, hay que dar las gracias siempre a quien se encarga de hacer la vida más fácil a otros. Y más en momentos tan delicados, como pueda ser no obtener el resultado esperado tras mucho tiempo de duro trabajo.

    Soy psicóloga y tras un largo tiempo estudiando como las personas llegan a tomar las decisiones, considero que lo primordial después de un suspenso es tomarse un tiempo. Para pensar, para no culpabilizarse, para coger impulso.
    El ser humano siempre busca la salida que menos daño haga a su autoestima y, por supuesto, la salida a corto plazo. Ejemplos de ello: Culpabilizar al prójimo y/o abandonar.
    Con ello no quiero defender ni mucho menos a la División de Formación. Estamos hablando que para pasar una oposición de policía están valorando tu capacidad de responder un examen de 100 preguntas en 50 minutos, por lo que dependes de 30 segundos para leer, procesar la información y contestar. Y si no, suspendes. Así como un examen de ortografía de 100 palabras en 8 minutos, donde te puedes encontrar la falta de ortografía más evidente como la palabra más rebuscada del castellano antiguo y que, por alguna rocambolesca excepción, la RAE lo da por válido. Y aunque parezca mentira, dependes de ello.
    Lo sé, es frustrante y como “buen”pensamiento propio del ser humano, apetece la solución más a corto plazo: Guardar las zapatillas, no volver a pisar una pista de atletismo y, como no, guardar la Constitución bajo cinco candados en el trastero.

    De ahí, el tiempo. De alguna manera es como dormir, que nos ayuda a reorganizar las ideas del día a día. Parar es reorganizar tu mente, observar los fallos y empezar con una perspectiva de cambio.

    Antes de mi comentario había leído otro que hablaba de la vocación. ¿Acaso nos vamos a creer que todo funciona con motivación? ¿Un niño de 5 años sabía desde siempre que quería estudiar Filología Hispánica? Seamos realistas, está claro que algo deseado, se hace con más ímpetu. Pero no podemos conocer cuáles son las motivaciones de todas las personas que están en la oposicón. No te quita la plaza la persona que se saca la oposición por tener un trabajo fijo, lo quita el exceso de pensamiento, el tiempo insuficiente empleado o el propio error humano. Y en cualquiera de ellas, no es nada que no tenga solución.

    Por tanto, mi consejo es parar a pensar y cuando estemos preparados tomar de nuevo las riendas teniendo siempre en cuenta que nada es un fracaso. Saber, como bien ha dicho Javier, que no se empieza de cero y que hay mucho recorrido.

    Un saludo.

    Responder

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *